El enviado de la ONU tiene el derecho a evaluar y nosotros tenemos el derecho de no aceptar la evaluación

¨Por ahora es una evaluación personal del enviado de la ONU, que tiene derecho a evaluar y nosotros tenemos derecho a no aceptar su evaluación”, dijo el ministro de Asuntos Exteriores, Witold Waszczykowski, refiriéndose a las declaraciones del relator de la ONU, Diego García-Sayana, de que” la independencia de la judicatura en Polonia está en peligro”.

El Enviado Especial de la ONU se encuentra en Polonia desde el lunes; García-Sayan, resumiendo los resultados de su visita, dijo el viernes en la conferencia de prensa en Varsovia que, de acuerdo con su opinión, “la independencia del poder judicial y otros estándares básicos de la democracia, como el Estado de derecho, están en Polonia en peligro”.

“Las reformas iniciadas por el gobierno para curar una situación, parecen mucho peores que la enfermedad misma, lo que ha afectado al sistema de justicia”, dijo.

Consideró que los cambios en el poder judicial, preparados por el gobierno y la mayoría que gobierna después de las elecciones parlamentarias de 2015, “socavan el papel, la independencia y el principio del poder tripartito”. “Hubo un ataque a la justicia”, estimó García-Sayan. Como dijo, esta es su primera observación preliminar después de una serie de conversaciones que tuvo con representantes de los ministerios de Justicia y Asuntos Exteriores, la Cancillería del Presidente, la comunidad judicial y el Defensor del Pueblo.

El jefe del Ministerio de Asuntos Exteriores, interrogado en el programa de televisión sobre las palabras del enviado de la ONU, dijo que Polonia y muchos otros países emitieron una “invitación permanente” en el 2001 a los representantes del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas en Ginebra para que “De vez en cuando puedan venir, no solo a Polonia, sino a todos los países, y dar su opinión sobre la situación legal”.

PAP